Diary

MANDARIN ORIENTAL RITZ MADRID

EL RENACER DE UN ÍCONO DE LA CAPITAL ESPAÑOLA

Un emblema de la Belle-Époque en el corazón de Madrid recobra su esplendor de la mano de Mandarin Oriental Hotel Group, tras experimentar la reforma más importante en sus 111 años de historia, para reafirmarse como el epítome del lujo de la capital de España –situado en el reconocido “Triángulo del Arte”.

Después de un minucioso programa de restauración de más de tres años –a cargo del arquitecto Rafael de La-Hoz–, el emblemático hotel que abrió por primera vez en 1910, reabre sus puertas como Mandarin Oriental Ritz, Madrid, manteniendo el espíritu original concebido por el legendario hotelero César Ritz. La reforma subraya su riqueza histórica y esencia singular, que lo han convertido en una insignia del centro financiero y cultural delimitado por el Museo del Prado, el Museo de Arte Moderno Reina Sofía, el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza y el Parque del Retiro; un corredor Patrimonio de la Humanidad, denominado –desde 2021– Paisaje de la Luz, por su calidad como paseo de Artes y Ciencias.

El nuevo diseño para las zonas comunes, supervisado por los diseñadores franceses Gilles & Boissier, se centra en la recuperación de los rasgos arquitectónicos originales –como la cúpula de cristal, oculta durante 80 años– enalteciendo su clasicismo con armónicos toques contemporáneos e incorporando una serie de valiosas piezas de la colección de la propiedad, entre las que se encuentran candelabros de cristal, pinturas y esculturas.

En sus 153 espaciosas habitaciones –de las cuales 53 son suites– destaca el estilo moderno, funcional y de gusto refinado a través de elementos como el mobiliario en maderas y cuero, molduras, suelos de mármol y muros con revestimiento de piedra blanca Dolomita, inspirados en las conexiones históricas del hotel con la ciudad, el arte y la cultura española, que se remontan a su inauguración durante el reinado del rey Alfonso XIII y la reina Victoria Eugenia de Battenberg. La Suite Real y la Suite Presidencial ofrecen atmósferas sofisticadas con magníficas vistas, mientras que las torretas del piso superior albergan las dos nuevas suites Mandarin y Ritz con balcones privados desde los que se aprecia la Plaza de la Lealtad y el Museo del Prado.

La reapertura de Mandarin Oriental Ritz, Madrid ha convertido a este icónico hotel en uno de los destinos culinarios más innovadores del país. El laureado Chef Quique Dacosta, diseña, desarrolla y dirige la propuesta gastronómica de los cinco restaurantes y bares del hotel –cada uno con su propia personalidad–: Deessa, el restaurante de autor situado en el magnífico salón Alfonso XIII y galardonado con una estrella Michelin ; Palm Court, que ofrece una carta clásica y el tradicional afternoon tea; Pictura, el bar del Ritz el lugar ideal para degustar una cuidada selección de bebidas espirituosas y cócteles; Champagne Bar, con su precisa selección de Grand Cru para maridar con caviar, ostras, trufas blancas o jamón ibérico; y El Jardín del Ritz, para disfrutar pequeños bocados y mixología al aire libre.

Concebidas como un auténtico santuario urbano, las instalaciones dedicadas al ejercicio y bienestar incluyen una piscina cubierta climatizada, una piscina de relajación, duchas de sensaciones, una sala de vapor y un moderno gimnasio completamente equipado. Para complementar la experiencia holística, restaurando cuerpo, mente y alma, Mandarin Oriental Ritz, Madrid se ha aliado con The Beauty Concept para ofrecer tratamientos adaptados a las necesidades específicas y preferencias del usuario con la ayuda de formulaciones cosméticas de firmas como Cellcosmet, Valmont, iS Clinical y Biologique Recherche, entre otras.

Bajo la impronta de deleitar, satisfacer y ofrecer experiencias memorables, Mandarin Oriental Ritz, Madrid recobra su genuina esencia, reconociéndose como parte integrante de la sociedad de la capital española y uno de los mejores hoteles del mundo que ha acogido a realeza, políticos, líderes empresariales y celebridades.

DEESSA

LA ESTRELLA GASTRONÓMICA DE MANDARIN ORIENTAL RITZ, MADRID

Mandarin Oriental Ritz, Madrid refrenda su legendario prestigio bajo la rúbrica del Chef Quique Dacosta, autor de la propuesta del restaurante Deessa, galardonado con una estrella Michelin.

El mítico salón Alfonso XIII, testigo del paso de grandes personajes a lo largo de la historia del icónico edificio, en donde hoy se erige Mandarin Oriental Ritz, Madrid, escribe su nuevo capítulo con Deessa, restaurante a cargo del laureado chef tres estrellas Michelin Quique Dacosta, considerado una de las figuras imprescindibles de la cocina española y mundial contemporánea.

Concebido como una experiencia gastronómica única, Deessa trasciende entre dos universos culinarios con dos menús de degustación. Por un lado, se encuentra el “Históricos Quique Dacosta”, que retoma los platillos fundacionales y más emblemáticos del chef. Por otra parte, el “Contemporáneo QDRitz” permite descubrir platos creados expresamente y en exclusiva para este nuevo espacio en el legendario hotel madrileño.

La vocación y la devoción en torno a la culinaria de autor en España definen la trayectoria de Quique Dacosta, chef originario de Extremadura, –y valenciano de adopción–, cuya impronta es cristalizar una experiencia más allá de lo sensorial en platos ideados como creaciones efímeras para ser admiradas, degustadas y, posteriormente, atesoradas en la memoria del comensal.

La excepcional rúbrica de Dacosta se hace presente en Mandarin Oriental Ritz, Madrid a través del delicado tratamiento de los ingredientes y el absoluto respeto de los ciclos estacionales del medio ambiente, que enfatizan la ejemplar fusión de sabores y matices en cada preparación elaborada a partir de materia prima procedente de pequeños productores.

En el menú “Históricos Quique Dacosta” sobresalen algunas de sus creaciones más representativas, entre ellas el arroz de castaña asada, tubérculos y trufa negra; la raya a la mantequilla y las Maderas de presa ibérica. Mientras que en “Contemporáneo QDRitz” los protagonistas son el rodaballo reposado en jerez; el arroz cremoso de calamarcitos y pimentón de la Vera y la molleja asada con hojas de sierra.

Ambas propuestas también se encuentran disponibles en una versión de siete tiempos denominada “The Essence”, que condensa lo principal de los dos menús.

El servicio en Deessa ocupa una posición relevante, por ello, además del salón Alfonso XIII, se dispone de un privado en el salón Condesa Masslov –para quienes desean guardar la más absoluta discreción en su visita–, bautizado con el nombre con el que la espía Mata-Hari realizó su reserva en el hotel en 1916.

En otoño de 2021, a menos de un año de su apertura, Deessa ha sido galardonado con su primera estrella Michelin. Un hito que subraya la calidad y la creatividad de Dacosta, Director Gastronómico de Mandarin Oriental Ritz, Madrid y quien ya era poseedor de tres estrellas en su restaurante homónimo, ubicado en Dénia, Alicante.

Deessa se enmarca entre las cinco propuestas gastronómicas a cargo de Quique Dacosta para la reapertura de Mandarin Oriental Ritz, Madrid. Cada una ha sido conceptualizada, diseñada y desarrollada para proyectar una identidad propia. Palm Court presenta una carta clásica y el tradicional Afternoon Tea; Pictura, la coctelería del Ritz ofrece una cuidada selección de bebidas espirituosas y cócteles; Champagne Bar se destaca por su precisa selección de Grand Cru para maridar con caviar, ostras, trufas blancas o jamón ibérico; y El Jardín del Ritz es ideal para disfrutar pequeños bocados y mixología al aire libre.